Hoy en día vivimos un cambio generacional muy importante, mismo que provoca que la cultura empresarial cambie, así los departamentos de Recursos Humanos tienen el reto de anticiparse a los famosos Millennials e incluso ya escuchamos de recién graduados que pertenecen a la generación Z.

A estas nuevas generaciones se les atribuye una alta rotación, y se argumenta que no se adaptan a la cultura empresarial moderna, que se aburren fácilmente, que retan el estatus quo, que tienen una nueva serie de valores y que demandan muchas cosas… pero, ¿Qué tan cierto es esto? ¿No será que las empresas no han sabido adaptarse a estos cambios? ¿Será posible que se deba a la mala administración de las cabezas del negocio? ¿Hasta dónde es responsabilidad de estas nuevas generaciones y no de sus superiores?

Personalmente, me ha tocado trabajar en empresas con una cultura empresarial de hace décadas, que conservan personas poco calificadas en puestos clave, con muy poco entendimiento de los motivadores de estas nuevas generaciones, con posturas autoritarias, jerárquicos y muy poco adaptables a los nuevos retos que enfrenta el mercado ya que también las nuevas generaciones se convierten en los principales clientes.

renuncia estrés

Lamentablemente son pocas las empresas que se están adaptando a estos cambios o que han iniciado algún proceso de capacitación que les permita ajustar sus gestiones y cultura organizacional. Uno de los principales obstáculos para poder realizar esto consiste en la existencia de “jefes” que ocupan puestos clave y que no saben ejercer el liderazgo cuando trabajan con las nuevas generaciones. A continuación te enlisto algunas características de estos jefes que obstaculizan la retención de nuevos talentos en las empresas:

  1. Sobrecargan de trabajo.
  2. No reconocen las contribuciones de los demás
  3. No les importan sus empleados
  4. No honran su palabra
  5. Promueven a las personas incorrectas
  6. No dejan que las personas persigan sus sueños
  7. No saben desarrollar las habilidades de su gente
  8. Fallan en impulsar la creatividad
  9. No desafían a las personas

Seguramente algunos de ustedes, sin importar a que generación pertenezcan pudieron identificar a sus superiores con alguno de estos puntos; si eres un buen empleado pero te ha tocado un jefe que cometa estos errores probablemente has pensado en renunciar a tu trabajo más de una vez.

Entonces, ¿qué deben hacer las empresas para retener al talento? Considerando lo que ya te he comentado, podríamos atribuir estas fallas a una mala administración, simple y sencillamente eso. Mientras los puestos claves de un negocio sigan siendo ocupados por personas con falta de liderazgo, creatividad e innovación será muy difícil que se puedan retener nuevos talentos.

talento renunciar

En varias empresas he sido testigo de la contratación de personas “con palancas” pero poco calificadas, directivos con mentalidad de hace décadas, holgazanes que tienen años muy cómodos en su puesto pero con muy poco interés en la compañía, dinosaurios que se rehúsan a adaptarse a las nuevas tecnologías y que creen que como siempre se han hecho las cosas de una manera así seguirán funcionando en el futuro.Evita construir tu negocio con este tipo de personas, debe ser primordial para cualquier negocio tener la capacidad de adaptarse al cambio, de implementar nuevas estrategias, de retener nuevos talentos y de incorporar nuevas tecnologías pues este tipo de administración será la única que sobrevivirá a la cuarta revolución industrial, al internet de las cosas , a la automatización de procesos, a los automóviles autónomos o al comercio en línea.

Si consideras que tu negocio se ha quedado atrás, se encuentra estancado y sientes que los cambios ocurren más rápido de lo que tu organización de adaptarse, contáctame, puedo apoyarte a enfrentar estos retos y sobrevivir a los cambios y demandas que se darán mañana.